Qué es un ETF: ¿Dónde es Mejor Invertir ETFs o Acciones?

Publicado por Oscar P. en

ETFS Invertir en ETF o en Acciones

Qué es un ETF. ¿Dudas Invertir en ETFs o Acciones? Analizamos costos, diversificación y potencial crecimiento para elegir tu inversión.

El mundo de las inversiones ofrece múltiples opciones y herramientas para gestionar el dinero, cada una con características y riesgos únicos. Entre las alternativas más relevantes se encuentran los ETFs (fondos cotizados en bolsa) y las acciones individuales.

En este caso, los dos instrumentos financieros tienen ventajas y desventajas que dependen de diversos factores, tales como: la tolerancia al riesgo, objetivos financieros y estrategias de inversión.

En este artículo, exploraremos en profundidad qué son los ETFs y las acciones. Compararemos sus características y evaluaremos cuál de estos instrumentos puede ser más lucrativo y seguro a partir de nuestro enfoque y análisis.

¿Qué es un ETF?

El término ETF (Exchange Traded Fund) es un tipo de fondo de inversión que se negocia en las bolsas de valores, de la misma manera que las acciones. Los ETFs están diseñados para rastrear el rendimiento de un índice específico, como puede ser una materia prima, bonos, o una mezcla de diversos activos.

A diferencia de los fondos mutuos tradicionales, los ETFs pueden ser comprados y vendidos durante el horario de mercado, lo que brinda a la vez una gran flexibilidad y liquidez.

Tipos de ETFs

  1. Tradicionales: Este tipo de ETFs reproducen el comportamiento del índice de referencia y ofrecen rentabilidad cuando el mercado se encuentra al alza.
  2. Inversos: En este punto se generan beneficios cuando el mercado cae, ya que están diseñados para moverse en la dirección opuesta a su índice de referencia.
  3. Apalancados: En este caso aumentan la exposición al índice con mayor riesgo pero también mayor potencial de beneficios; ya que pueden duplicar o triplicar los movimientos del índice.
  4. Smart Beta: Se combinan la gestión activa y pasiva, seleccionando activos según ciertos criterios de rendimiento y de riesgo.

Ahora veamos el concepto de acciones.

¿Qué son las Acciones?

El término acciones representan una participación en la propiedad de una empresa y constituyen una reclamación sobre una parte de los activos. Tanto en la pérdida como en las ganancias de la organización. Los inversores que poseen acciones se denominan accionistas y pueden obtener beneficios a través de los dividendos y la apreciación del precio de las acciones.

Tipos de Acciones

  1. Acciones Ordinarias: Estos tipos de acciones dan derecho a voto en las juntas de accionistas y a recibir dividendos.
  2. Acciones Preferentes: En este caso no suelen dar derecho a voto, pero tienen prioridad en el pago de dividendos y en la liquidación de activos en caso de quiebra.

¿Dónde Invertir en ETFs o en Acciones?

A continuación, veamos donde conviene invertir en acciones o ETFs. De acuerdo al siguiente análisis:

1) Diversificación y Riesgo

Una de las principales ventajas y beneficios de los ETFs es diversificar. Al invertir en un ETF, se está invirtiendo en una cesta de activos, lo que reduce el riesgo asociado con la inversión en una sola empresa. Mientras tanto, invertir en acciones individuales implica un riesgo mayor, ya que el rendimiento de la inversión está directamente ligado al desempeño de una sola empresa.

La diversificación es un concepto clave en la gestión de riesgos. Los ETFs permiten a los inversores diversificar sus carteras con una sola transacción, lo que sería mucho más costoso y complicado de lograr comprando acciones individuales. Por ejemplo, un ETF que rastrea el S&P 500 proporciona exposición a 500 de las empresas más grandes de Estados Unidos, lo que reduce el impacto negativo de la caída de una sola empresa en la cartera global.

2) Liquidez y Flexibilidad

Tanto los ETFs como las acciones se negocian en las bolsas de valores y ofrecen alta liquidez y flexibilidad. No obstante, los ETFs ofrecen la ventaja de poder ser negociados a lo largo de todo el día de mercado a precios que reflejan el valor actual de los activos subyacentes, mientras que las acciones individuales pueden ser más volátiles.

La capacidad de comprar y vender ETFs durante todo el día a precios que reflejan el valor en tiempo real de los activos subyacentes es una ventaja significativa para los inversores que buscan capitalizar las fluctuaciones del mercado. Por el contrario, aunque las acciones también se negocian durante el horario de mercado, su volatilidad puede ser más pronunciada, afectando significativamente el precio de cada acción.

3) Costos y Comisiones

Los costos asociados con la inversión en ETFs tienden a ser más bajos que los de los fondos mutuos, y pueden ser competitivos con los costos de transacción de las acciones. Además, muchos brokers ofrecen tarifas planas para operar en bolsa, lo que puede hacer que la inversión en ETFs sea más atractiva.

Los ETFs suelen tener ratios de gastos más bajos que los fondos mutuos, lo que significa que una mayor parte del capital del inversor se destina a la inversión real en lugar de pagar comisiones de gestión. Además, debido a que los ETFs se negocian como acciones, los inversores también pueden incurrir en comisiones de corretaje, pero estas pueden ser minimizadas a través de brokers que ofrecen tarifas más competitivas para el inversor.

4) Rentabilidad

Los ETFs han proporcionado rendimientos comparables a los de sus índices de referencia, con menos riesgo debido a la diversificación. Las acciones, sin embargo, pueden ofrecer rendimientos significativamente más altos, pero también conllevan un mayor riesgo. Los inversores que seleccionan cuidadosamente sus acciones pueden superar el rendimiento del mercado, pero esto requiere habilidades de análisis y una gestión activa.

También, los ETFs son ideales para los inversores que buscan replicar el rendimiento de un índice de mercado con menos esfuerzo y riesgo. En cambio, invertir en acciones individuales puede ser más lucrativo para aquellos que tienen el conocimiento y la capacidad de identificar oportunidades de inversión específicas. A pesar de aquello, esta estrategia también conlleva un mayor riesgo, ya que el éxito o el fracaso de la inversión depende del rendimiento de una única empresa.

5) Seguridad

Ahora como lo hemos manifestado anteriormente, analizando desde una perspectiva de seguridad. Los ETFs suelen ser una opción más segura debido a su diversificación en las inversiones. Los riesgos se distribuyen entre múltiples activos, lo que reduce la exposición al riesgo específico de una empresa. Las acciones individuales, por su naturaleza, presentan un riesgo más alto, ya que el éxito o el fracaso de la inversión depende mucho del rendimiento de ésta única empresa.

La diversificación de los ETFs ayuda a mitigar el riesgo específico, lo que puede ser particularmente beneficioso en tiempos de volatilidad del mercado. Por otro lado, la inversión en acciones individuales puede ofrecer mayores recompensas, pero también puede resultar pérdidas significativas si la empresa no cumple con las expectativas trazadas.

¿Qué es un ETF y Cómo Funciona?

Invertir en ETFs y Acciones: ¿Cuánto Necesito?

La cantidad mínima para invertir en ETFs puede variar según el broker y el tipo de ETF, pero generalmente se puede empezar con una cantidad relativamente baja, incluso desde unos pocos cientos de dólares. Las acciones también pueden comprarse en pequeñas cantidades, dependiendo del precio de la acción individual.

Muchos brokers ofrecen la posibilidad de comprar fracciones de acciones, lo que permite a los inversores con menor capital inicial acceder a acciones costosas.

Por ejemplo, algunos ETFs tienen precios por acción de tan solo $50, permitiendo a los inversores comenzar con un capital reducido. En contraste, algunas acciones de empresas bien establecidas pueden costar varios cientos o incluso miles de dólares por acción, lo que puede ser una barrera de entrada para los pequeños inversores.

Acciones y ETFs: Factores a Considerar para Invertir

1) Horizonte Temporal

El horizonte temporal de la inversión es un factor crucial a considerar. Los ETFs son generalmente más adecuados para estrategias de inversión a largo plazo debido a su diversificación y menores costos de gestión. Las acciones, por otro lado, pueden ser más adecuadas para los inversores a corto plazo que buscan capitalizar las fluctuaciones de precios a corto plazo.

2) Objetivos Financieros

Los objetivos financieros individuales también juegan un papel importante en la elección entre ETFs y acciones. Los inversores que buscan un crecimiento constante y la preservación del capital pueden preferir los ETFs; Mientras que aquellos que buscan rendimientos más altos y están dispuestos a asumir más riesgos pueden optar por acciones individuales.

3) Tolerancia al Riesgo

La tolerancia al riesgo del inversor es otro factor clave. Los ETFs, con su diversificación inherente, tienden a ser menos riesgosos que las acciones individuales. Sin embargo, los inversores con una alta tolerancia al riesgo y un profundo conocimiento del mercado pueden encontrar que las acciones individuales ofrecen mayores oportunidades de ganancias.

Estrategias de Inversión con ETFs y Acciones

1) Inversión Pasiva vs. Inversión Activa

Los ETFs son ideales para la inversión pasiva, donde el objetivo es replicar el rendimiento de un índice de mercado sin intentar superarlo. Esta estrategia es menos costosa y requiere menos tiempo que la inversión activa, que implica seleccionar acciones individuales y gestionar activamente la cartera.

La inversión pasiva con ETFs puede ser especialmente beneficiosa para los inversores que no tienen el tiempo o la experiencia para gestionar activamente sus inversiones. Por otro lado, la inversión activa en acciones puede ofrecer mayores rendimientos para aquellos que tienen la capacidad de identificar oportunidades de inversión y gestionar muy activamente sus carteras.

2) Diversificación y Gestión de Riesgos

Diversificar o ampliar la inversión es clave para la gestión de riesgos. Los ETFs proporcionan una diversificación instantánea a través de una sola inversión, lo que ayuda a mitigar el riesgo específico de la empresa. Las acciones, sin embargo, requieren una diversificación activa, tanto en Diversificación y Gestión de Riesgos

Al invertir en un ETF, se obtiene exposición a un amplio grupo de activos. Por ejemplo, un ETF que sigue el S&P 500 proporciona exposición a 500 de las empresas más grandes de Estados Unidos. Por otro lado, invertir en acciones individuales requeriría comprar una variedad de acciones para lograr una diversificación similar. Esta diversificación inherente de los ETFs reduce el riesgo de que la caída de una sola acción tenga un gran impacto en la cartera total.

3) Costos y Comisiones

Los ETFs generalmente tienen costos más bajos en comparación con los fondos mutuos y las acciones individuales. Los costos de los ETFs se reflejan en su ratio de gastos, que incluye los costos de gestión y administración del fondo. Estos ratios suelen ser significativamente más bajos que los de los fondos mutuos gestionados activamente, lo que puede tener un impacto positivo en el rendimiento a largo plazo de la inversión.

Por otro lado, la compra y venta de acciones individuales puede implicar comisiones de corretaje y otros costos de transacción. Aunque muchos brokers ahora ofrecen operaciones sin comisiones, todavía puede haber costos asociados con la compra y venta frecuente de acciones, lo que puede reducir los rendimientos netos del inversor.

Inversiones en ETFs y Acciones: ¿Cuál es más Rentable?

Invertir en ETFs o Acciones
Inversiones en ETFs y Acciones

ETFs

Los ETFs han demostrado ser una opción de inversión rentable, especialmente para aquellos que buscan replicar el rendimiento de un índice de mercado. Tomando en consideración el anterior ejemplo, un ETF que sigue el S&P 500 ha proporcionado históricamente rendimientos que reflejan el rendimiento general del mercado de valores de EEUU. Este enfoque pasivo de inversión ha demostrado ser exitoso para muchos inversores a largo plazo, con menor riesgo y costos más bajos que la inversión activa.

Acciones

Las acciones individuales, sin embargo, tienen el potencial de ofrecer rendimientos mucho más altos. Invertir en acciones de empresas exitosas puede resultar en rendimientos significativamente superiores al promedio del mercado. Por ejemplo, acciones de empresas tecnológicas como Apple, Amazon y Google han proporcionado rendimientos extraordinarios en las últimas décadas.

Sin embargo, invertir en acciones individuales también conlleva un mayor riesgo. La selección incorrecta de acciones puede resultar en pérdidas significativas. Además, el éxito en la inversión en acciones individuales requiere un conocimiento profundo del mercado, habilidades de análisis y la capacidad de tomar decisiones informadas basadas en la investigación.

Inversiones en ETFs y Acciones: Seguridad y Volatilidad

ETFs

Desde una perspectiva de seguridad, los ETFs suelen ser una opción más segura debido a su diversificación inherente. Al distribuir el riesgo entre múltiples activos, los ETFs reducen la exposición al riesgo específico de la empresa, lo que puede ser especialmente beneficioso durante períodos de alta volatilidad del mercado.

Los ETFs también tienden a ser menos volátiles que las acciones individuales. Debido a que representan una canasta de activos, los movimientos de precio de un ETF son generalmente menos extremos que los de una sola acción. Esta menor volatilidad puede ser atractiva para los inversores que buscan una inversión más estable.

Acciones

Las acciones individuales por otro lado, pueden ser significativamente más volátiles. El precio de una acción puede fluctuar ampliamente en respuesta a noticias de la empresa, resultados financieros y cambios en la economía. Esta volatilidad puede ofrecer oportunidades para obtener grandes ganancias, pero también puede resultar pérdidas muy altas.

Para los inversores con una alta tolerancia al riesgo y un horizonte temporal a largo plazo, la volatilidad de las acciones puede ser aceptable. Sin embargo, para los inversores más conservadores o aquellos con un horizonte temporal más corto, la volatilidad de las acciones individuales puede ser un factor desalentador.

Inversiones en Acciones y ETFs: Facilidad de Acceso y Comodidad

Los ETFs

Las inversiones ETFs, ofrecen una facilidad de acceso y comodidad que los hace atractivos para muchos inversores. Al ser negociados en las bolsas de valores, los ETFs pueden comprarse y venderse fácilmente durante el horario de mercado, proporcionando una gran liquidez y flexibilidad. Además, los ETFs permiten a los inversores diversificar su cartera con una sola transacción, lo que simplifica el proceso de inversión.

Las Acciones

La inversión en acciones individuales puede requerir más tiempo y esfuerzo. Los inversores deben realizar una investigación exhaustiva para seleccionar las acciones adecuadas y gestionar activamente su cartera para maximizar los rendimientos. Aunque esto puede ser atractivo para algunos inversores, puede ser desalentador para otros que prefieren un enfoque de inversión más pasivo.

Inversiones y Acciones: Ventajas Fiscales

El ETF también ofrece ventajas fiscales en comparación con los fondos mutuos. Debido a su estructura de inversión, los ETFs pueden ser más eficientes desde el punto de vista fiscal, ya que tienden a generar menos distribuciones de ganancias de capital. Esto se debe a la capacidad de los ETFs para gestionar las entradas y salidas de capital a través de intercambios de creación y redención en especie, lo que minimiza las transacciones imponibles.

Por otro lado, las acciones individuales no tienen esta ventaja, por esta razón los inversores pueden estar sujetos a impuestos sobre las ganancias de capital cada vez que venden acciones con ganancias. Esto puede tener un impacto negativo en el rendimiento neto de la inversión, especialmente para aquellos que realizan operaciones continuas.

1) ETFs Ejemplo:

A continuación, vamos a citar un ejemplo de inversión en ETFs y en Acciones individuales. Cabe indicar que el nombre y los datos son ficticios. El desarrollo de estos ejemplos simplemente tiene la intención de indicar cómo funciona invertir en ETFs y Acciones.

Perfil del Inversor:

  • Nombre: Carlitos Ch.
  • Capital Inicial: 1,000 dólares.
  • Horizonte de Inversión: 3 años
  • Tolerancia al Riesgo: Moderada

Selección del ETF:

  • ETF: SPDR S&P 500 ETF Trust (SPY)
  • Rendimiento Anual Promedio (histórico): 10%

Cálculo de Ganancias:

Utilizando el rendimiento anual promedio, se calcula el valor futuro de la inversión con el interés compuesto.

FV = PV × (1+r)n = PV \ (1 + r)n

Donde:

FV=Valor futuro

PV=Valor presente ($1,000)

R=Tasa de interés anual (10% o 0.10)

N=Número de años (3)

Entonces: FV = 1000 × (1+0.10)3

FV = 1000 × 1.331 = 1331 = 1000 \ (1 + 0.10)3

FV = 1331 = 1000×1.331=1331

Resultado:

  • Valor Futuro de la Inversión: $1,331
  • Ganancia: 331 dólares.

2) Acciones Ejemplo:

Perfil del Inversor:

  • Nombre: Carlitos Ch.
  • Capital Inicial: $1,000
  • Horizonte de Inversión: 3 años
  • Tolerancia al Riesgo: Alta

Selección de las Acciones:

  • Acción: Apple Inc. (AAPL)
  • Rendimiento Anual Promedio (histórico): 15%

Cálculo de Ganancias:

Utilizando el mismo método de interés compuesto.

FV=PV×(1+r)n = PV(1 + r)n=PV×(1+r)n

Donde:

FV=Valor futuro

PV= Valor presente (1,000 dólares)

R= Tasa de interés anual (15% o 0.15)

N=Número de años (3)

FV=1000×(1+0.15)3=1000×1.52080=1520.80

FV=1520.80 = 1000×1.52080=1520.80

Resultado:

  • Valor Futuro de la Inversión: $1,520.80
  • Ganancia: $520.80

Comparación de las Inversiones

a) Diversificación

  • ETFs (SPY): Ofrece diversificación inmediata al incluir una amplia gama de empresas del S&P 500.
  • Acciones Individuales (AAPL): Alta concentración en una sola empresa, lo que incrementa el riesgo.

b) Riesgo y Volatilidad

  • ETFs: Menor riesgo debido a la diversificación, menor volatilidad.
  • Acciones Individuales: Mayor riesgo debido a la falta de diversificación y alta volatilidad de una sola acción.

c) Potencial de Rendimiento

  • ETFs: Rendimiento más estable y predecible a largo plazo.
  • Acciones Individuales: Mayor potencial de rendimiento, pero con mayor riesgo.

d) Costos

  • ETFs: Bajos costos de gestión (ratios de gastos bajos).
  • Acciones Individuales: Sin costos de gestión, pero posibles comisiones de corretaje.

ETFs o Acciones: ¿Dónde Invertir?

1) ETFs. Con una tolerancia al riesgo moderada y buscando estabilidad, la inversión en el ETF SPY es más adecuada. Proporciona diversificación y una ganancia estimada de $331 en 3 años.

2) Acciones Individuales. Con una alta tolerancia al riesgo y buscando maximizar rendimientos, la inversión en acciones de Apple podría ser más adecuada, ofreciendo una mayor ganancia estimada de $520.88 en 3 años, pero con un riesgo considerablemente mayor.

En resumen, la elección depende del perfil de riesgo y objetivos de inversión de cada persona. Para quienes buscan estabilidad y menor riesgo, los ETFs son generalmente mejores. Para quienes pueden tolerar más riesgo y buscan mayores rendimientos, las acciones individuales pueden ser más atractivas.

Recomendaciones para Invertir en ETFs y Acciones: Basadas en el Perfil del Inversor

1) Inversores Conservadores

Para los inversores conservadores que buscan una inversión segura y diversificada con menos riesgo, los ETFs pueden ser una opción más adecuada. Los ETFs ofrecen la ventaja de la diversificación, menores costos y una menor volatilidad; lo que los hace atractivos para aquellos que prefieren un enfoque de inversión con mayor pausa.

2) Inversores Agresivos

Para los inversores agresivos que buscan rendimientos superiores y están dispuestos a asumir mayores riesgos, las acciones individuales pueden ser una opción más atractiva. La inversión en acciones ofrece la posibilidad de obtener rendimientos significativamente superiores al promedio del mercado, pero también conlleva un mayor riesgo y requiere una gestión muy activa.

Entonces como podemos analizar, Invertir en ETFs o Acciones. Depende de algunos factores, por tal motivo siempre es mejor estar informado antes de cualquier inversión en activos.

Conclusión:

En nuestra opinión, y basándose en los diferentes factores expuestos. Al igual que la Inversión Forex. El concepto de ETF es una excelente opción para los inversores que buscan diversificación, menor riesgo y una estrategia de inversión pasiva. Ofreciendo una manera eficiente de obtener exposición a un amplio mercado o sector con costos relativamente bajos y alta liquidez.

Pese a aquello, las acciones individuales pueden ser más adecuadas para inversores que buscan rendimientos superiores y están dispuestos a asumir mayores riesgos. La inversión en acciones requiere una mayor dedicación al análisis y seguimiento del mercado, pero puede ser muy lucrativo para aquellos inversores que tienen el conocimiento y la capacidad de identificar oportunidades de inversión en el mercado.

Reflexión Final

La elección entre ETF y acciones no es una decisión simple y depende en gran medida de las circunstancias individuales del inversor. Ambos instrumentos tienen su lugar en una cartera diversificada. Los ETFs ofrecen seguridad y diversificación, ideales para la mayoría de los inversores. Las acciones por otro lado, pueden ofrecer rendimientos superiores para aquellos dispuestos a asumir riesgos y dedicarse a la gestión activa.

En última instancia, una combinación de ambos podría ser la estrategia óptima, equilibrando seguridad y potencial de ganancias. Esta diversificación no solo mitiga el riesgo sino que también maximiza las oportunidades de crecimiento.

Sin embargo, con todo lo expuesto a lo largo del artículo. No es suficiente para empezar a invertir en acciones y ETF. Por tal motivo siempre recomendaremos la capacitación continua mediante cursos para Inversiones y Libros para Aprender a Invertir tales como: La Psicología del Dinero de Morgan Housel, El Inversor Inteligente de Benjamin Graham, Un Paso por Delante de Wall Street de Peter Linch, El Arte de Invertir de Alejandro Estebaranz, entre otros…

“Recuerda que Invertir en ETF es un Arte, que requiere de un continuo aprendizaje que perdurará toda la Vida”

Ahora que conocemos Qué es un ETF. Donde Invertir en ETFs o Acciones. Te presentamos un nuevo post: Mejores Pares de Divisas para Operar en Forex.

Categorías: FOREX

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Facebook
Twitter
LinkedIn